ConoceSalamanca - Visit_reduce Site

What to visit

Plaza Mayor

Diseñada inicialmente por Alberto Churriguera, y construida entre 1729 y 1756, la plaza Mayor es uno de los rincones más singulares de la ciudad, en donde en su fachada principal se encuentra el ayuntamiento de la ciudad.

Desde su construcción ha sufrido diversas remodelaciones. A comienzos del siglo XX fue desprovista de los jardines, del quiosco de música central y de los urinarios públicos.

Actualmente se ha convertido en el centro neurálgico de la ciudad y en un punto de reunión para cientos de personas.

Catedral Nueva de la Asunción de la Virgen

Construida entre 1513 y 1733, esta catedral de estilo gótico tardío y barroco, es la sede de la Diócesis de Salamanca.

La catedral, junto con otros edificios de la ciudad, sufrió en 1755 el devastador efecto del Terremoto de Lisboa. Después del mismo fue necesario rehacer la cupula y reforzar el campanario, y actualmente todavía es posible observar grietas en la fachada de la misma.

Como curiosidad en la puerta norte, frente al Palacio de Anaya, puede observarse la figura de un astronatua, siguiendo la tradición de incorporar un elemento contemporáneo en cada restauración.

Catedral Vieja de Santa María

Esta catedral de estilo románico y gótico, considerada Monumento Nacional, fue construida entre los siglos XII y XIV por iniciativa del primer obispo de Salamanca, Jerónimo de Perigord.

Inicialmente se pensó derruirla al finalizar las obras de la Catedral Nueva, pero poco después de desechó esta posibilidad.

Entre sus elementos destaca el maravilloso retablo de la Historia de la Salvación situado en la Capilla Mayor, la capilla de San Bartolomé, o de Anaya, y la Torre del Gallo, cimborrio perteneciente al grupo de cúpulas del Duero.

Casa de las Conchas

Este edificio de estilo gótico y elementos platerescos fue construido por encargo de Rodrigo Maldonado de Talavera entre 1493 y 1517. En 1701, el edificio se amplió hacía la calle Rúa Mayor.

Su elemento más destacable son las más de 300 conchas situadas a lo largo de toda la fachada, así como también sus multiples blasones y escudos.

Actualmente alberga la principal biblioteca pública, y es uno de los principales atractivos turísticos de la ciudad.

La Clerecía

Edificio del antiguo Real Colegio del Espíritu Santo de la Compañía de Jesús. Fue construido entre 1617 y 1754 por orden de Margarita de Austria.

Con motivo de la expulsión de los Jesuitas de España por Carlos III, el edificio fue entregado a la Real Clerecía de San Marcos. Posteriormente, exceptuando el templo, esta cedió el edificio a la Diócesis de Salamanca.

En 1940, con motivo de la creación de la Universidad Pontificia de Salamanca, instituida por el papa Pio XII, la Diócesis entregó el edificio.

Escuelas Mayores de la Universidad de Salamanca

Construido por orden del Papa Luna entre 1411 y 1533, es el edificio principal de la Universidad de Salamanca .

El edificio, además de antiguas aulas universitarias, también alberga la biblioteca, la capilla y el paraninfo.

Su fachada principal de estilo plateresco, es la principal enseña de la Universidad de Salamanca. Actualmente esta se ha convertido en uno de los principales alicientes de la ciudad, en donde cada día multitud de turistas y estudiantes se acercan para intentar encontrar uno de sus mayores iconos, la famosa rana o sapo. Según la leyenda, quien logre encontrarla obtendrá éxito en sus estudios.

Convento de San Esteban

Este edificio plateresco, declarado Bien de Interés Cultural, fue construido entre 1524 y 1610 por iniciativa del cardenal Fray Juan Álvarez de Toledo, y en el se mezclan los estilos gótico tardío y barroco.

Se dice que cuando Cristobal Colon llegó a Salamanca para defender su postura ante los geógrafos de poder llegar a las Indias, se alojo en el anterior convento construido por los dominicos, el cual fue derruido para construir el actual.

Actualmente el convento alberga la sede de la Pontificia Facultad de Teología de San Esteban y es también la sede canónica de la Hermandad Dominica del Santisimo Cristo de la Buena Suerte.

Huerto de Calixto y Melibea

Este jardín de 2.500 metros cuadrados es el escenario que Fernando de Rojas recreó en su novela Tragicomedia de Calisto y Melibea.

Se encuentra situado en la ladera de la antigua muralla, en el casco antiguo de la ciudad de Salamanca, próximo al río Tormes.

En este lugar acojedor, lleno de vegetación conviven una gran variedad de árboles y plantas, entre los que se haya árboles frutales, parras, moreras, y plantas como la pasionaria, la mimosa o el acanto.

Puente romano

El puente, cuyo verdadero nombre es Puente Mayor del Tormes, fue declarado Monumento Histórico Artístico y Bien de Interés Cultural en 1931 y 1998 respectivamente. Actualmente, este puente romano peatonal cruza el río Tormes a las orillas de Salamanca.

Entre sus símbolos se encuentra el Toro-Verraco, figura pre-romana que junto con el puente forman parte del Escudo de Salamanca.

El puente, mencionado en las novelas Lazarillo de Tormes, y Licenciado vidriera de Miguel de Cervantes, es actualmente parte de la ruta jacobea de la plata.

Casa Lis

Este palacete modernista alberga el Museo de Art Nouveau y Art Déco. El edificio, debido al interés de Miguel de Lis, fue diseñado a finales del siglo XIX por el arquitecto Joaquín de Vargas.

Su fachada sur, junto al río Tormes, es la parte más emblemática de este espectacular edificio modernista.

Durante la noche, la casa Lis abre las puertas de su restaurante, albergado en la terraza de su fachada sur. Desde él se puede disfrutar de vistas al puente romano y al río Tormes.

Río Tormes

Este río, afluente del Duero, es el pulmón de la ciudad de Salamanca. Desde él puede verse una de las vistas más espectaculares de la ciudad, cuyo fondo en la mayoría de los casos es la Catedral Nueva de Salamanca.

Actualmente, las orillas del río Tormes, es el lugar de paseo escogido por muchos salmantinos. Existe un carril bici que permite recorrerlo casí en su totalidad, por lo que es frecuente observar ciclistas en los alrededores.

¡Compártenos!